Ejemplo y enseñanza de Fidel vigente en congreso de Pediatría

0
4
La Dra. Gladys Abreu Suárez (en el podio), presidenta del Comité Organizador del XXVIII Congreso Cubano de Pediatría, pronuncia el discurso de bienvenida en el acto inaugural del evento, en el Palacio de las Convenciones, en La Habana, el 24 de enero de 2018. ACN FOTO/Oriol de la Cruz ATENCIO/sdl
La Dra. Gladys Abreu Suárez (en el podio), presidenta del Comité Organizador del XXVIII Congreso Cubano de Pediatría, pronuncia el discurso de bienvenida en el acto inaugural del evento, en el Palacio de las Convenciones /Foto Oriol de la Cruz Atencio

El ejemplo y enseñanza del invicto Comandante en Jefe Fidel Castro Ruz presente en el Congreso Cubano de Pediatría.

En el XXVIII Congreso Cubano de Pediatría que concluyó este viernes en el Palacio de Convenciones de La Habana, estuvo vigente el ejemplo y enseñanza del invicto Comandante en Jefe Fidel Castro Ruz, quien siempre dedicó especial atención a los niños.

Al clausurar la cita el doctor Alfredo González, vicetitular del Ministerio de Salud Pública (minsap) hizo un recuento del precario estado de salud de la población antes del triunfo de la Revolución y en particular de los niños, cuya mortalidad infantil era de más de 60 por mil nacidos vivos y en 2017 fue de 4,0, la cifra más baja de la región.

En su alegato La historia me absolverá, el líder de la Revolución cubana denunció que en esa etapa los niños padecían de desnutrición y parasitismo, enfermedades que afectaban a quienes, con muy limitados o sin acceso a los servicios de salud, eran víctimas, dolorosamente, de la muerte.

Rememoró que el 24 de febrero de 1960 Fidel señaló: “debemos pensar en los niños de hoy, que son el pueblo de mañana. Hay que cuidarlos y velar por ellos como los pilares con que se funda toda obra verdaderamente hermosa y útil”.

La atención a la salud de la infancia en Cuba se garantiza con cobertura del ciento por ciento en la atención primaria, para lo que se cuenta con más de 10 mil 800 consultorios del Médico y Enfermera de la Familia, 450 policlínicos, 131 hogares maternos, 93 instituciones hospitalarias con servicio materno infantil, 80 servicios de neonatología y 32 salas de terapia intensiva pediátrica, subrayó.

Esa amplia infraestructura y la consagración y alto nivel científico de los profesionales cubanos han sido factores determinantes en los resultados que hoy se exhiben, dijo.

El Viceministro destacó el capital humano dedicado a esa rama de la medicina, pues actualmente hay más de cuatro mil profesionales consagrados a la pediatría y 910 residentes en formación en esa  especialidad y neonatología.

Además, se incluyen radiólogos, cirujanos, cardiólogos, anestesistas genetistas, siquiatras y otros muchos que trabajan en la atención a la niñez y la adolescencia, remarcó Alfredo González.

Destacó que la red de salas de terapias intensivas pediátricas, surgidas hace 36 años por iniciativa del Comandante en Jefe y con el esfuerzo extraordinario de pediatras ante la epidemia de dengue hemorrágico en mayo de 1981, consolida hoy sus resultados y alcanza una supervivencia del 97,8 por ciento.

Roberto Álvarez Fumero, jefe del departamento de Atención Materno Infantil y del Adolescente del Minsap otorgó el reconocimiento Maestro de Generaciones a un grupo de especialistas que han contribuido con notables aportes a la salud infantil en Cuba.

El Doctor en Ciencias Fernando Domínguez Dieppa, presidente del comité científico y del jurado, entregó el Premio Liane Borbolla, por la Obra de la vida, a la Doctora en Ciencias Gladys Abreu, por su destaca labor en la asistencia, la docencia y la investigación en pediatría.

También se otorgó el Premio Aballí, que rinde homenaje al precursor de la especialidad y fundador, hace 90 años de la Sociedad cubana de Pediatría.

Fueron merecedores de ese reconocimiento la Doctora en Ciencias Georgina A. Velázquez y la investigadora joven doctora Anne Marie Monier, en tanto se otorgó una mención a la doctora Yaneysi Núñez.

En Pediatría básica se alzó con el lauro el doctor Valentín Rodríguez Moya, de Camagüey, con el trabajo sobre el reclutamiento alveolar y surfactante exógeno en el tratamiento del síndrome de dificultad respiratoria aguda.

Además, concedieron el Diploma Miembro de Honor  de la Sociedad Cubana de Pediatría a 14 especialistas de la rama, por sus valiosos aportes en ese campo.

En la jornada final de la cita, ante más de 400 delegados de 16 países, de ellos 325 cubanos, se presentó la nueva Junta de Gobierno de esa sociedad, encabezada por la doctora Berta Lidia Castro Pacheco.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

*

code