Foto Iván Paz Nogueira

Los agricultores estatales y campesinos de la provincia de Ciego de Ávila cierran el año con la producción de unas trescientas mil toneladas de viandas, frutas, vegetales y granos, cifra por debajo de lo previsto.

A pesar de las afectaciones por la tormenta subtropical Alberto, el territorio  cumple la mayoría de los encargos estatales, entre estos la entrega de leche a la industria, el acopio de miel de abeja, arroz, frijoles, tomate y huevo.

Con limitados recursos se garantiza carne para niños, dietas médicas y programas sociales, mejora el abastecimiento en los mercados agropecuarios estatales y se distribuye renglones para la red hotelera del país, como parte de la sustitución de importaciones, destacó el delegado de la Agricultura, Orlando Pérez Pedreira.

Aunque falta mucho por hacer para satisfacer la alimentación del pueblo, los agricultores avileños también tienen un programa para captar más divisa por concepto de exportaciones, que ayudará al propio desarrollo agropecuario y de otros sectores de la economía.

En el empeño por obtener moneda dura sobresale el colectivo de la Empresa Agroindustrial Ceballos, donde ya comienza a dar frutos el primer polo del país productor y exportador de productos frescos e industrializados al que se incorporarán inicialmente unas siete unidades productoras.

 

 

 

 

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

*

code